DashCam ¿Legales? Elige la mejor y evita denuncias.

Compartir Artículo.
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Facebook
Facebook

Cada vez  es más común ver Dashcam o cámaras de tablero instaladas en el parabrisas de los vehículos, grabando hacia el frontal del mismo, incluso existen vehículos que las incorporan de serie. Estas cámaras van registrando todo lo que sucede en el frontal del vehículo, con el supuesto objetivo de denunciar infracciones o esclarecer responsabilidades en caso de accidentes.

¿Las DashCam son Legales en España?

¡Mucho Cuidado! Si bien existen países como Rusia en los que estas cámaras son obligatorias, debes tener en cuenta que en España,  la grabación de imágenes en espacios públicos está regulada por la ley de protección de datos, por lo que un uso inadecuado de estos dispositivos podría volverse en tu contra por incurrir en un delito contra esta ley.

Lo primero y más importante que debes tener en cuenta es no publicar jamás imágenes grabadas en espacios públicos, ni en redes sociales ni en ninguna otra plataforma. El simple hecho de hacer pública una grabación que ubique en un lugar concreto a una persona, la matrícula de un vehículo o cualquier otro dato personal, podría ser motivo de denuncia por parte de la persona afectada.

En España la instalación de las DashCam está limitada a la grabación del frontal del vehículo, por lo que no debes instalarla en ninguna otra posición, además está prohibida la grabación de sonido. Mucho cuidado con esto último, especialmente si quieres instalar la cámara en un taxi o cualquier transporte público.

Cómo hacer uso de una grabación.

En el caso de grabar cualquier infracción o accidente, solo las autoridades competentes podrán hacer uso de las imágenes.  Para tal caso, las imágenes admisibles se limitarán a un espacio temporal de 20 segundos anteriores y posteriores al incidente. Por este motivo, la guía de videovigilancia de la agencia española de protección de datos aconseja que se configure la grabación para que se active únicamente en caso de producirse un suceso concreto, como en caso de accidente por ejemplo. Esto puede hacerse de forma sencilla, muchas cámaras incluyen acelerómetro para activar la grabación, también puede activarse de forma manual.

Por supuesto, al igual que los móviles y GPS, la normativa de tráfico prohíbe la manipulación de estos dispositivos mientras se conduce. Tampoco está permitida la instalación de dispositivos que puedan obstaculizar la visión del conductor.

Para ver más información sobre la regulación que afecta a estos dispositivos consulta la guía de videovigilancia de la Agencia Española de Protección de Datos  y este informe jurídico publicado en su web.


Si estás interesado en instalar alguna de estas cámaras para eximir responsabilidades en caso de algún incidente en el que puedas verte afectado, a continuación puedes ver algunos modelos que considero interesantes.

AUKEY DR02.

Todas las Dashcam graban en bucle, lo que quiere decir que en el momento en que se agote la tarjeta de memoria, la cámara empezará a borrar el contenido más antiguo reemplazándolo por nuevas grabaciones.  Una opción a tener muy en cuenta a la hora de adquirir una Dashcam, es que disponga de un acelerómetro para la activación automática. Con esta opción, la AUKEY DR02 genera un archivo independiente en caso de activarse este sensor por un impacto en el vehículo, de esta forma, dicho archivo no será borrado en caso de que se agote el espacio en la tarjeta de memoria.

Dispone de un botón de grabación de emergencia para generar de forma manual un archivo aislado que no será sobrescrito. 

Cuenta con una resolución de 1080P y un objetivo  gran angular de 170º que te permitirán captar claramente todo lo que suceda delante del vehículo.

Si no quieres dejarla a la vista en algún momento es fácilmente desmontable del soporte.

Por último, un pequeño detalle a valorar es que dispone de manual de usuario en español,  no des por hecho este detalle porque en más de un dispositivo no lo encontrarás. (Ver precio).

AUKEY DRA2.

Me parece una opción muy interesante por lo discreta que queda instalada en el vehículo. Un espejo retrovisor interior que se sujeta sobre el espejo del vehículo, hace la función de espejo, pantalla táctil de 6,8 pulgadas en las que ver las grabaciones y la cámara de marcha atrás incluida en el Kit.

Tiene un ángulo de visión frontal de 170º, graba en 1080p, dispone de sensor – G para grabaciones de emergencia y un botón para bloquear vídeos que no podrán ser borrados por la grabación en bucle. Ver manual de usuario en español. (Ver precio).

AUKEY DR01.

Si buscas una opción más económica el Modelo AUKEY DR01 dispone de las opciones especificadas anteriormente, que para mí son indispensables en estos dispositivos, sensor – G, botón de grabación de emergencia,  buen ángulo de visión y buena resolución, aunque personalmente no me gusta mucho, simplemente por el tipo de soporte , es muy poco discreta en el parabrisas, pero si no te importa este detalle también se trata de una excelente opción.  Ver manual de usuario en español. (Ver precio).

La misma marca AUKEY dispone de modelos con dualcam, para instalar también grabación en la parte trasera. No he querido entrar en detalle porque, como mencionamos anteriormente, la Agencia Española de Protección de Datos establece que la instalación de estas cámaras se limitará al frontal del vehículo. En cualquier caso, aquí les dejo dos enlaces por si quieren verlas: DR02D, DR03.

AZDOME Dedome A305

Como todas las DashCam de las que he hablado, cumple con las especificaciones que considero básicas, una buena resolución (1080P), ángulo de visión de 170º, detección de movimiento para proteger archivos en caso de accidente y además en este caso contarás con  wifi que te facilitará la administración desde el móvil. (Ver precio).

Lo único que no me gusta de esta opción, es que, al igual que la DR01, es muy poco discreta con el soporte que he visto para poder desmontarla, en cambio, si la pegas directamente al parabrisas sí que queda muy discreta.

Xiaomi 70mai

He añadido este modelo porque es muy popular en internet, supongo que por ser económica, a mi en cambio, no me parece una gran opción de compra. Por el momento sólo está disponible en inglés, la toma de corriente en el lateral hace que los cables queden más visibles e incómodos de esconder tras el tapizado, cuenta únicamente con un botón para todas las funciones, por lo que se controla con códigos de pulsaciones; se puede controlar con el móvil, pero no me parece nada práctica en caso de querer guardar una grabación por captar algún suceso.

Ahora que conoces un poco más sobre la legislación que afecta a las DashCam en España y has leído sobre lo que en mi opinión es importante, lo mejor es que elijas el modelo que más se ajuste a tu presupuesto y gustos. Te dejo los enlaces de algunas opciones más a continuación:

Compartir Artículo.
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Facebook
Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *